24h Castilla y León.

24h Castilla y León.

Agresor en Ceinos (Valladolid) sentenciado a seis meses de prisión por violar hogar de su expareja

Agresor en Ceinos (Valladolid) sentenciado a seis meses de prisión por violar hogar de su expareja

Tiene reconocida una alteración psíquica que atenuó su conducta

VALLADOLID, 10 Nov.

En abril de 2022, un vecino de Ceinos (Valladolid) protagonizó un incidente en el que rompió la puerta de la casa de su ex pareja y entró en el inmueble, cometiendo así un delito de allanamiento de morada. Finalmente, este viernes, se ha llegado a un acuerdo en el que el acusado se conformó con una condena global de seis meses de prisión.

El acuerdo entre la fiscalía, el defensor del acusado y la acusación particular evitó la necesidad de un juicio con jurado popular que estaba programado para comenzar hoy y durar hasta la próxima semana.

En cambio, la Sección Cuarta de lo Penal de la Audiencia Provincial ha llevado a cabo una breve vista en la que el acusado, H.P.O, aceptó un acuerdo consistente en una condena de tres meses de prisión por allanamiento de morada, otros tres meses por tenencia ilícita de armas, con la eximente incompleta de anomalía psíquica en ambos casos, y una multa de 120 euros por delito leve de daños. Además, se le prohibió acercarse y comunicarse con la víctima durante tres años. Estos detalles fueron proporcionados por fuentes jurídicas a Europa Press.

Los hechos en cuestión ocurrieron el 24 de abril de 2022, a las 04.00 horas, cuando H.P.O, de 55 años, molesto porque su expareja había iniciado una relación sentimental con un amigo suyo, acudió a la vivienda de su antigua novia en la calle Real de Ceinos de Campos. Allí, rompió la puerta de entrada y arrojó al suelo varios envases de vidrio que llevaba.

A la mañana siguiente, alrededor de las 11.00 horas, el acusado aprovechó que la puerta aún estaba rota y entró sin permiso en la vivienda de su ex pareja. Una vez dentro, mantuvo una discusión con ella, quien se encontraba acompañada de sus dos hijas menores y le pedía constantemente que abandonara el lugar.

En medio de la discusión, H.P.O. continuó gritando y lanzó al suelo una botella de vino que llevaba consigo. A pesar de los persistentes ruegos de su exnovia para que se marchase, el acusado permaneció en el interior de la vivienda durante unos minutos antes de finalmente dirigirse a la iglesia del pueblo para asistir a misa.

Además de los delitos de allanamiento de morada y daños leves, el acusado también fue condenado por tenencia ilícita de armas, ya que portaba un revólver antiguo en la parte trasera del pantalón cubierto por un chaleco mientras asistía a la misa. Este arma, fabricada en los años 20, estaba en perfecto funcionamiento, no estaba registrada y el acusado no contaba con el permiso o licencia correspondiente.

El acusado, cuya sentencia es definitiva, ha sido diagnosticado con trastorno bipolar y con una estructura obsesiva de la personalidad. Además, el día de los hechos había tomado un ansiolítico, lo que llevó a la acusación pública a aplicar una atenuante, considerando que actuó con su capacidad psicobiológica disminuida.