24h Castilla y León.

24h Castilla y León.

Detenido en Cabezón en gran operativo nacional contra explotación infantil en línea

Detenido en Cabezón en gran operativo nacional contra explotación infantil en línea

VALLADOLID, 7 Nov. - En una importante operación a nivel nacional contra la producción, distribución y tenencia de pornografía infantil, la Policía Nacional ha detenido a 27 personas, una de ellas vecina de Cabezón de Pisuerga (Valladolid), según informaron fuentes policiales a Europa Press.

La operación fue llevada a cabo por el Grupo de Investigación Tecnológica- Ciberdelincuencia de Valladolid, quienes realizaron un registro en Cabezón de Pisuerga el pasado 23 de febrero de 2021, donde detuvieron a un hombre por un delito de corrupción de menores relacionado con la posesión y distribución de pornografía infantil.

Tras analizar sus dispositivos, se descubrió que había descargado numerosos archivos con contenido pornográfico infantil, algunos de ellos extremadamente perturbadores que mostraban a bebés siendo agredidos sexualmente por adultos. Además, se encontraron pruebas de que estos archivos eran compartidos con otros usuarios de Internet.

En el registro, se confiscó un ordenador personal y una memoria USB de 64 GB que contenían numerosos archivos de pornografía infantil.

Este fue uno de los 26 registros domiciliarios realizados en diferentes partes del país, en los cuales se incautaron 57 discos duros, 15 ordenadores, 16 pendrives, tres tablets, cuatro teléfonos móviles y una gran cantidad de soportes de almacenamiento que contenían miles de archivos de pornografía infantil.

La operación fue llevada a cabo por agentes de la Unidad Central de Ciberdelincuencia y de 14 unidades territoriales, y se inició a principios de 2020. Debido a las técnicas de ocultación de identidad utilizadas por los detenidos, fue necesario invertir todo este tiempo en la investigación para lograr su plena identificación.

Uno de los principales objetivos identificados resultó ser un depredador sexual de menores que operaba desde su domicilio en Fuenlabrada, Madrid, y utilizaba una de las redes sociales más populares entre los jóvenes para llevar a cabo su actividad delictiva.

Durante el registro de su domicilio, se descubrió la actividad ilícita que realizaba de manera virtual. El arrestado había creado varias cuentas falsas en las que se hacía pasar por una atractiva joven, y había recopilado una extensa colección de imágenes de carácter sexual para utilizar como señuelo y entablar conversaciones con jóvenes varones en la red.

Se encontraron más de 380 conversaciones iniciadas por este individuo con aparentes menores de edad en su perfil de la red social, y tras analizarlas se pudo comprobar su intencionalidad sexual.

Después de examinar más de 47,000 mensajes y 688 archivos de fotografía y vídeo intercambiados por la red social, se determinó que 109 de estas conversaciones se habían mantenido con menores de entre 10 y 16 años, y el arrestado era plenamente consciente de su edad.

Además, se descubrió que el detenido grababa las conversaciones mantenidas con algunas de sus víctimas para luego almacenarlas en su ordenador.

En el registro también se encontraron archivos sexuales pertenecientes a otras menores, que se sospecha serían utilizados para engañar a más víctimas, así como miles de archivos de explotación sexual infantil ya conocidos y organizados en carpetas.