24h Castilla y León.

24h Castilla y León.

La defensa del acusado de los homicidios de Paloma e India pide una condena de 25 años en prisión.

La defensa del acusado de los homicidios de Paloma e India pide una condena de 25 años en prisión.

En un caso que ha conmocionado a la sociedad, la defensa de David M, el hombre acusado de matar a su pareja y a la hija de esta, ha presentado un escrito de calificación provisional solicitando una condena global de 25 años. Según informa el Diario de Valladolid recogido por Europa Press, el defensor considera que se trata de dos delitos de homicidio, con la eximente incompleta derivada de la ingesta involuntaria de sustancias por parte de terceros, y propone 12 años de cárcel por la muerte de la expareja y otros 13 por la de la niña.

Tanto la Fiscalía de Valladolid como las tres acusaciones particulares y la Asociación Clara Campoamor, en calidad de acusación popular, también han anunciado su intención de pedir una pena de 25 años de cárcel por el asesinato de la pareja y la prisión permanente revisable por la muerte de la niña, debido a su vulnerabilidad.

La presentación de esta nueva calificación por parte de la defensa es la última novedad en un caso que ha generado gran tensión en la ciudad de Valladolid. La declaración del investigado ante el Juzgado de Violencia sobre la Mujer número 1 de Valladolid el pasado 22 de noviembre provocó una gran expectación.

En aquel momento, el acusado de 46 años decidió no declarar, pero en su nueva declaración pidió testificar y afirmó no recordar nada de lo ocurrido en la vivienda de las víctimas. Alegó que un amigo le había dado una sustancia esa tarde, lo que le había causado una pérdida de memoria entre las 19:00 horas del 22 de enero y su llegada al hospital, donde fue atendido por las heridas que se había autoinfligido. Sin embargo, el testigo propuesto por la defensa negó haberle dado ninguna sustancia y declaró que solo habían estado juntos tomando alcohol.

Entre las pruebas presentadas destaca un informe forense que revela que el acusado es plenamente imputable y no presenta ninguna patología mental. En el auto de ingreso en prisión, el juez señaló que había "indicios serios y racionales" de la participación del detenido en los hechos como autor y destacó la "especial brutalidad" de la agresión sufrida por las víctimas. Además, consideró que había un claro riesgo de fuga debido a la gravedad de los delitos imputados.

El doble crimen ocurrió en la madrugada del 23 de enero, cuando el propio autor informó telefónicamente a un cuñado de lo sucedido. La policía acudió de inmediato a la vivienda de la pareja en el Paseo de Zorrilla y encontró a Paloma e India sin vida y al presunto autor de los asesinatos herido.