Mañana en Valladolid se llevará a juicio el caso de un hostelero acusado de agredir a una camarera mediante contacto no consentido.

Mañana en Valladolid se llevará a juicio el caso de un hostelero acusado de agredir a una camarera mediante contacto no consentido.

VALLADOLID, 30 Oct. - La Audiencia de Valladolid celebrará mañana martes, 31 de octubre, un juicio contra un hostelero acusado de acoso sexual hacia una camarera de su establecimiento. Los hechos han sido captados por las cámaras de seguridad del local.

Según la fiscal del caso, los actos cometidos por el acusado constituyen un delito de acoso sexual. En su escrito de calificación provisional, solicita una condena de seis meses de prisión, acompañada de libertad vigilada por dos años, una orden de alejamiento de 500 metros de la víctima y la prohibición de comunicación por cualquier medio o procedimiento. Además, la solicitud de condena incluye una inhabilitación especial del acusado durante tres años para cualquier trabajo que implique contacto con menores, ya sea remunerado o no.

El acusado, M.J.M.V, es propietario de un bar ubicado en la calle Vega de Valladolid. En marzo de 2021, la denunciante, A.M.D, comenzó a trabajar allí. Según la acusación pública, el acusado habría realizado tocamientos no consentidos en el culo de la camarera, además de abrazarla y dirigirle comentarios inapropiados como "qué culo más bonito" y "ven, dame cariño".

La fiscal sostiene que estas conductas se intensificaron a partir del verano de ese mismo año. Sin embargo, menciona un incidente concreto ocurrido en febrero de 2022, cuando la joven se encontraba de espaldas manipulando un microondas en la barra del bar y, supuestamente, el acusado se acercó por detrás y le tocó el culo.

Como consecuencia de la situación vivida, la camarera fue despedida el 9 de marzo del mismo año tras haber solicitado una baja laboral.

Categoría

Castilla y León